¿Quieres ser compañero del alma?

Si alguna vez has pensado en lo importante que es contar con alguien en los momentos cruciales de tu vida y en el apoyo que podrías prestar a los demás, necesitamos personas como tú.

Infórmate

Conviértete en un "compañero del alma"

Sé voluntario y acompaña a enfermos y familiares en el difícil momento de afrontar el final de la vida.

Un compañero del alma es amable, cariñoso, respetuoso, responsable. Se comporta con discreción, humildad y constancia. Un compañero del alma contagia su actitud positiva y tiene ganas de colaborar.

Un compañero del alma entiende lo importante que es contar con alguien a tu lado cuando te enfrentas a un momento difícil de tu vida.

¿Eres un compañero del alma? Necesitamos personas como tú. 

Llama al 902 22 30 40 e infórmate.

 

Preguntas frecuentes:

  1. ¿Hay un mínimo de edad para ser voluntario? 
    Sí. Tienes que ser mayor de edad.

  2. ¿Es necesario tener unos estudios mínimos? 
    No, pero es aconsejable tener conocimientos, formación y experiencia relacionados con el ámbito de los cuidados paliativos.

  3. ¿Recibiré algún tipo de formación? 
    Sí. Los responsables de voluntariado de tu institución te formarán según un plan formativo elaborado por nosotros y adaptado a su realidad. 

  4. ¿Tendré apoyo para realizar mi acción voluntaria? 
    Sí, por parte de los responsables de voluntariado y los miembros de los equipos de atención psicosocial. Todas las entidades cuentan con un plan de seguimiento y apoyo a los voluntarios.

  5. ¿Estaré solo en mi acción voluntaria? 
    No. Formarás parte de un grupo que tendrá apoyo y seguimiento pautados por parte de la entidad que lo acoge. Podrás realizar la actividad voluntaria solo o en compañía, según determine el coordinador de voluntariado, pero normalmente los nuevos voluntarios dan sus primeros pasos acompañados de veteranos que les dan apoyo y orientación. A medida que vayas ganando experiencia pasarás a desarrollar tareas solo.

  6. ¿Tendré un responsable o interlocutor al que dirigirme? 
    Sí, el coordinador de voluntariado de cada entidad o la persona que se designe.

  7. ¿Me ocupará mucho tiempo? 
    Tú determinas el tiempo al que puedes comprometerte.

  8. ¿A quién daré apoyo? 
    A personas hospitalizadas, a personas con enfermedades avanzadas y a sus familiares.

  9. ¿Dónde llevaré a cabo mi acción voluntaria? 
    Después de la formación, el coordinador de voluntariado y tú decidiréis juntos el mejor destino. Podrá ser en hospitales, en domicilios o en la propia sede de la entidad.